David Topí

Escritor, formador y director de la EMEDT

De visita en una vida paralela

Por David Topí - 16 - Agosto - 2010 7:15 pm

Para los que habéis leído mi pequeño ebook “El Mundo de las Almas” o en su momento echasteis un vistazo al post “Vidas Pasadas vs Vidas Paralelas”, lo que os cuento ahora puede resultaros como mínimo interesante :-). Estos días de Agosto, aunque no ando de vacaciones, la actividad “pública” es menor debido a la preparación de nuevos proyectos, a la puesta a punto de los cursos que empezaré a dar en Septiembre y a la preparación de un tercer libro en el que estoy metido, por eso el ritmo de actualización del blog es algo menor y tampoco surgen tantos temas de interés sobre los que escribir. Sin embargo la experiencia de hace un par de noches sobre un tema que he estado investigando en la medida de mis capacidades estas últimas semanas me viene como anillo al dedo para ilustrar un poco más el asunto.

De visita en una vida paralela

La cuestión es que tuve lo que llamamos un sueño lucido, que sabes que estás soñando y eres consciente de ello. En realidad, más bien tuve una conexión a través de uno de los portales energéticos abiertos que deben existir entre mi “encarnación” con otras encarnaciones paralelas (a través del Yo Superior), por la cual discurrió una gran cantidad de información sobre otra posible “existencia” simultanea de mi mismo (y para quien no haya leído u oído hablar nada al respecto, que no se asuste, es más común de lo que podamos pensar :-)).

En esta existencia simultanea, me vi a mi mismo (desde dentro de ese posible “otro cuerpo”, es decir, no se que aspecto tenia) en una casa. Una mujer estaba sentada al lado mio en un sofá, había mucha gente en el comedor y sobretodo muchos niños. Estábamos celebrando algún tipo de fiesta y los niños se lo estaban pasando en grande. Por alguna razón sabía que era mi casa, y mi hijo (o uno de ellos) andaba correteando y saltando al lado mio. Aunque no reconocí a ninguno de los presentes, tenía la sensación de estar en familia. Notando que estaba lucido, me di cuenta en la mesa que había unos bombones de coco ( tipo Rafaello) que me encantan, pero cual sería mi sorpresa al ver que eran de otra marca, aun siendo los mismos que yo conocía. Es lo típico de los productos que adecuan su nombre según el mercado en el que se venden.

En todo momento supe que era yo, sabía quien era y aquella sensación era rara, pues me encontraba en otro sitio en el cual efectivamente parecía encajar pero que no me resultaba familiar. Estando lucido, pensé que quizás podía haber alguna forma de traerme alguna “prueba” o recuerdo de aquello para poderlo identificar, así que sin saber porque, saque mi móvil de mi bolsillo pensando en hacer una foto de la reunión familiar, y vi que no era el móvil que tengo ahora, y lo más curioso es que la red de telefonía a la cual estaba conectado ponía “UK”. Así que me vino la “iluminación” repentina. Estaba en la casa donde otra encarnación de mi Yo Superior simultanea estaba teniendo lugar en el Reino Unido, tenia a mi familia por allí y aunque no los reconocía, yo sabia quienes eran y yo sabia quien era YO. Justo tener ese momento de súper lucidez, que fue como decir “ok, ya tienes la experiencia que querías tener”. Y plas. El sueño se terminó. Me desperté con la información intacta y súper clara en mente, tanto que dos días después aun recuerdo todos los detalles y se lo que era y lo que significaba. Evidentemente para cada uno de vosotros esto puede tener una interpretación distinta, totalmente de acuerdo, sin embargo, uno sabe internamente que mensajes traen este tipo de situaciones y porque las vivimos.

Simplemente interesante 🙂