David Topí

Tratando de entender el mundo que no vemos

David Topi

Tras la última sesión de actualización de información que os conté hace algunos días, donde con mis compañeros intentamos ponernos al día con los cambios frecuenciales, energéticos, vibracionales, etc. que se están produciendo en el planeta, para mantener actualizada la información de la conferencia del año pasado, con todo lo que habíamos recibido sobre este cambio de nivel evolutivo en el que estamos metidos, hoy hemos vuelto a intentar recabar algunos detalles más, que yo tenia pendiente, y preguntas que nos permitieran aclarar algunos aspectos del esquema actual que nos explicaron, y que podéis ver en este articulo.

Precisamente sobre ese último artículo, causalmente, ayer, una amiga y compañera me llamaba para contarme toda una visión y experiencia que había tenido en una meditación, y que estaba relacionado con esta separación frecuencial en “dos Tierras” o realidades, de la que os hablé. Me contaba esta amiga que había visto, o le habían mostrado, a nuestro planeta, tal como se ven dos aros entrelazados, es decir, una parte solapada y sobrepuesta de cada aro sobre el otro y otra parte “libre”. Esa es, efectivamente, la “visión” que podría tener cualquier entidad que viera la situación energética o vibracional del planeta desde fuera del mismo: dos planetas semi-solapados y separándose frecuencialmente cada vez más.

David Topi

David Topi

Así, teniendo claro este escenario genérico, lo primero que he intentado definir hoy es como se podía medir esa separación entre ambas Tierras, para poder tener un orden de magnitud que pudiera monitorizar en los próximos meses. No se puede medir en grados, ni en Hz, ni en unidades de medida de ningún tipo, más que en porcentaje, así que, tomando el 100% como una separación total entre ambos mundos, he preguntado como de “ancha” era la zona solapada donde convergen y conviven ambas “Tierras”. Básicamente esta zona, me respondían, es un 90% del total, más o menos, es decir, que el proceso de divergencia está aun en pañales, ya que ambas realidades se encuentran solo separadas un 10%. Recordad que hablamos de realidades dimensionales, energéticas y frecuenciales, superpuestas una sobre otra, aunque cada una pertenezca, bien a la Tierra “nueva”, bien a la Tierra “normal” o actual (de hecho, las palabras exactas que han usado para definírmelas han sido la “nueva Tierra libre” y la “Tierra actual manipulada”, ojo al vocabulario que tienen nuestros guías de su percepción de las cosas desde fuera de nuestra matrix).

Entonces, puesto que éramos conscientes de que dentro de esas dos macro realidades tenían que con-existir todavía líneas temporales menores, ya que no todo el mundo que está “existiendo” en la Tierra “nueva” está en el mismo nivel y sub-realidad, ni todo el mundo en la Tierra “actual” está tampoco en el mismo nivel de realidad, hemos preguntado por los detalles a nivel de líneas temporales y sub-realidades para cada “mundo”.

David Topi

 

Tal y como nos lo han explicado, dentro de la Tierra “actual manipulada” co-existen en este momento (la semana que viene igual hay mas o hay menos, es dinámico) dos grandes realidades, ambas llevan a una repetición de ciclo evolutivo actual para el planeta y a un posible empeoramiento de la situación, a nivel general, aunque una de ellas, por decirlo de alguna forma, es más suave a nivel de acontecimientos que la otra. Nunca me dan detalles concretos sobre “que va a pasar” porque todo son probabilidades, futuros posibles, y solo depende de la masa de personas conectadas a esas líneas que se manifieste una cosa u otra (quizás instigadas o detonadas por otros, pero co-creadas por aquellos que se encuentran en esa realidad). En todo caso, ninguna de las dos tiene demasiados finales felices, parece. Son las “líneas rojas” del diagrama que tenéis arriba. Una de esas dos líneas temporales pertenece a una de las realidades de la zona solapada, de nuevo, frecuencialmente hablando, entre las dos Tierras.

Luego, en la “Tierra nueva” (supongo que podremos encontrar una nomenclatura mejor, ahora mismo no se que otros términos usar), se perciben cuatro niveles de realidad principales, cuatro líneas temporales. Todas llevan al mismo destino, el cambio de nivel evolutivo para la raza humana (los que estén en ellas), pero a diferentes ritmos y tiempos de paso. Así, las dos primeras van como cohetes, en pocos años, las otras dos van más lentas, y se encuentran también en la zona solapada, aunque perteneciendo a la Tierra pre-cambio. Son las líneas verdes que os he dibujado.

Por ultimo, existe una franja bastante grande en la zona solapada que divide y separa ambos mundos, y es una línea temporal que se mueve mucho, por el trafico continuo de personas que se enganchan a ella de un lado, y luego salen del otro y viceversa. Es la línea que, de alguna forma, mantiene divididas ambas macro-realidades, y es la línea azul de en medio, también llamada línea #42.

Esta última línea azul, es la que más interés tiene nuestra “elite” de desestabilizar (los que, de los círculos más internos de poder, conozcan esta información o tomen este tipo de decisiones a escala planetaria), pues impide, nos decían, si está más decantada hacia el lado de la Tierra “actual” que mucha gente se desplace o se conecte hacia la nueva realidad. Cuantos más eventos a nivel mundial se generen que sacudan las dos líneas temporales negativas y la línea intermedia, más porcentaje de la población tiene, a priori, más dificultades para engancharse a las líneas verdes. Como siempre, todo depende exclusivamente de uno mismo ya que es tu nivel evolutivo, vibracional, de conciencia y de desarrollo lo que atrae de una línea a otra, como ya hemos hablado en muchos otros artículos.

De momento, el mayor porcentaje de población del planeta se encuentra en la zona solapada y en la Tierra “manipulada y actual”, mientras que solo una pequeña parte, se encuentra firmemente asentada en la zona de la Tierra nueva en alguna de las dos líneas temporales de paso directo.

Es decir, si ahora estuviéramos metidos en algún evento o hecho que catalogamos como negativo (por ejemplo en medio de un conflicto), posiblemente la "realidad local" de ese lugar esta marcadamente anclada a una de las líneas temporales más negativas. Por otro lado, puesto que todas las realidades se superponen, también podría darse el caso de que alguien viviendo en esa zona, se viera completamente aislado de cualquier repercusión negativa de dicho evento, porque su realidad o línea personal es otra más positiva. Lo que pasaría, en este caso, es que si esa persona se deja arrastrar por lo que pudiera ver, oír o sentir, posiblemente su frecuencia, vibración, estado emocional cambiaria lo suficiente para salir de su propia realidad "más positiva" y engancharse a otra mas "negativa", que co-existen en el mismo espacio-tiempo, pero a diferentes niveles.

Evidentemente, y posiblemente, quizás muchas de esas personas ni sean conscientes de todo esto, simplemente su “mundo” es un mundo donde no existen ninguno de los conflictos y situaciones que otros muchos están viviendo, o si existen, solo son ecos lejanos de cosas que pasan por alguna otra parte que no les afecta en absoluto. Por el contrario, para la mayoría de la población, aun nos vemos sometidos a los vaivenes y circunstancias manifestadas por los eventos que se suceden por el planeta, ordenadas por los mismos de siempre y ejecutadas por también los mismos de siempre. Confiemos en que Bilderbergs y compañía (por citar un hecho reciente) tomen la iniciativa de montarse en sus naves de salvamento y abandonen pronto el planeta hacia sus bases lunares y marcianas, y nos dejen un poco en paz para poder poner un poco de armonía y estabilidad en estos momentos tan importantes que estamos viviendo, a los que queremos definitivamente mover el barco de la humanidad hacia otras aguas más cristalinas.