Efectos de energías de cuarta densidad en cuerpos de tercera

Por David Topí - 30 - Diciembre - 2012 5:45 am

Desde que el Sistema Solar, hace aprox. 30 o 40 años, en su periplo por la Vía Láctea, entró en una zona donde las energías del “espacio” tenían otro componente frecuencial y vibracional, hemos estado hablando de que el planeta estaba entrando en la “cuarta densidad”.

solar-system

Desde entonces, el planeta, vibrando en un entorno que hemos llamado de tercera densidad (superpuesta a la primera y a la segunda) ha estado modificándose y recalibrándose con el influjo de estas energías o frecuencias que golpeaban el planeta desde fuera. El proceso, ha sido, es, y seguirá siendo, paulatino, ya que todo el movimiento y anclaje energético se produce primero en la parte no física del planeta, los llamados planos internos.

Antes de la activación completa del entorno 4D en los planos no físicos

Durante el proceso de “absorción” y trasformación vibracional, en los planos no físicos, ha ido variando el nivel energético, de forma que cada vez más claramente el planeta ha incrementado su “perfil”, pasando de un planeta cargado con energías predominantemente 3D STS (negativas), a empezar a transmutar Y a empezar a anclar energías 4D STO (positivas). Nosotros, como seres humanos en un cuerpo físico 3D, hecho con componentes químicos 1D, hemos vivido más o menos cómodamente en este entorno 3D, pues resonaba, vibracionalmente hablando, con nuestro sistema energético. El planeta, además, en su costra, ha acumulado terribles cantidades de energías negativas generadas por nosotros, lo que ha propiciado la creación de clústeres, principalmente relacionados con las energías del miedo, ira, rabia, violencia, agresión, etc.,. que han ido creando fricciones y “burbujas” que cuanto mas fuerte era el entorno 4D, más difícil lo tenían para no “petar”. Como veis en el esquema de aquí abajo, las energías del entorno 3D STS generadas por nosotros y presentes a nivel vibracional en el “aire” que nos rodea, o bien se acumulaban en el planeta o bien eran absorbidas por nuestro sistema energético, o ambas cosas.

image

Sin embargo llevamos ya unos años en que estos clústeres de energía negativa del planeta han empezado a petar, principalmente debido a la presión de las energías 4D que nos rodean. Solo en este año 2012 hemos vivido tremendas catástrofes naturales como consecuencia de la necesidad del planeta de limpiarse tales cómo (fuente Noticias24.com):

Terremotos

  • Febrero: Un terremoto de 6,7 grados en la escala de Richter en las proximidades de la isla de Negros (Filipinas) deja 69 muertos y 90 viviendas sepultadas.
  • Mayo: Dos terremotos de 5,9 y 5,8 grados ocasionan 26 muertos en la región de Emilia Romaña, en el norte de Italia. El primer seísmo provocó siete muertes, 6.000 evacuaciones y graves daños, mientras que el segundo causó 19 muertos, 350 heridos y más de 20.000 afectados.
  • Junio: Un centenar de muertos en una aldea de Valgan (Afganistán), tras dos terremotos de 5,7 y 5,4 grados Richter.
  • Agosto: Dos terremotos de 6,2 y 6 grados dejan 306 muertos, más de 3.000 heridos y 300.000 damnificados en la provincia iraní de Azerbaiyán Oriental.
  • Septiembre: Un seísmo de 5,7 grados en las provincias chinas de Yunnan y Guizhou causa 81 muertos, 820 heridos y 700.000 damnificados.
  • Noviembre: Un movimiento sísmico de 7,2 grados Richter en Guatemala, con epicentro en el departamento sureño de Retalhuleu, provoca 44 muertos y más de tres millones de afectados.

Olas de frio

  • Enero-Febrero: Dos olas consecutivas de frío polar procedentes de Siberia y Asia Central, con temperaturas de hasta 39,4 grados bajo cero, dejan en Europa al menos 769 muertos.
  • El frío también provocó la muerte de 57 personas en Italia, quince en Francia, siete en Alemania y tres en el Reino Unido. En Hungría fallecieron 24 personas, 23 en Bulgaria y Lituania, 21 en la República Checa, 20 en Serbia y 17 en Bosnia.

Olas de calor

  • Junio: Fallecen 45 personas a consecuencia de una ola de calor en el estado indio de Bengala.
  • Julio: Cuarenta y seis personas mueren por el calor en Estados Unidos, con temperaturas superiores a los 40 grados.
  • Julio: Mueren 13 personas y otras 5.500 son hospitalizadas debido a una ola de calor en Japón.

Inundaciones

  • Junio: Los corrimientos de tierra provocados por las fuertes lluvias monzónicas en Bangladesh ocasionan 94 muertos.
  • Junio-Julio: 77 muertos y dos millones de damnificados por las lluvias monzónicas en el estado indio de Asma.
  • Julio: Las lluvias caídas en el litoral ruso del Mar Negro ocasionan 170 muertos y 35.000 afectados.
  • Julio: El Gobierno local de Pekín cifra en 77 los muertos tras las peores inundaciones en 60 años, que afectaron a 1,9 millones de personas.
  • Julio: Las lluvias torrenciales dejan en Corea del Norte 169 muertos, 144 heridos, 400 desaparecidos y 212.000 personas sin hogar.
  • Agosto: 31 muertos, 40 desaparecidos y 2.000 damnificados por las lluvias del monzón en el estado indio de Uttarakhand.
  • Agosto: 85 muertos y tres millones de damnificados en Manila y otras quince provincias filipinas por las inundaciones.
  • Septiembre: Mueren 450 personas, 654 resultan heridas y 4,9 millones damnificadas por las lluvias del monzón en Pakistán.
  • Septiembre- Octubre: Mueren 148 personas y 134.000 resultan afectadas por las inundaciones en Níger.

Huracanes, Tifones y Ciclones

  • Enero: Mueren 40 personas y 117.000 resultan damnificadas tras el paso de la tormenta tropical "Dando" y el ciclón "Funso" por Mozambique.
  • Agosto: La tormenta tropical "Ernesto", transformada en huracán de categoría 1, deja en el sur de México 12 muertos, 10.000 viviendas dañadas y medio millón de personas sin electricidad.
  • Agosto: La tormenta tropical "Isaac", transformada en huracán de categoría uno, causa 36 muertos y tres desaparecidos tras azotar Puerto Rico, República Dominicana, Haití, Cuba y EE.UU.
  • Julio-Agosto: La tormenta tropical "Saola", transformada en tifón, deja 50 muertos y seis desaparecidos en Filipinas y Taiwán, antes de afectar a China, donde causó, junto a los tifones "Damrey" y "Haikui", 51 muertos y 21 desaparecidos.
  • Agosto- Septiembre: El tifón "Bolaven" ocasiona 66 muertos y 57 desaparecidos a su paso por Japón, Corea del Norte y Corea del Sur.
  • Octubre: El huracán "Sandy", de categoría dos, deja cerca de 200 muertos tras su paso por Jamaica, Haití, República Dominicana, Cuba, Bahamas, Estados Unidos y Canadá. Los países que mayor número de víctimas sufrieron fueron Estados Unidos (entre 125 y 150 muertos), Haití (54 muertos y 21 desaparecidos) y Cuba (once muertos).
  • Octubre: 34 personas mueren, 10 desaparecen y más 100.000 resultan damnificadas tras el paso de la tormenta tropical "Son Tinh" por Filipinas y Vietnam.

Situación “post-activación” energías 4D

En estos momentos los planos no físicos están completamente “impregnados” y “activados” con el nuevo nivel frecuencial, la cuarta densidad. Todo lo que transpira a niveles energéticos son nuevas energías y ondas que empiezan a calar también  nivel físico. El entorno que “respiramos” es 4D, el suelo que tocamos, el cuerpo orgánico que llevamos, es 3D. Hay una incompatibilidad. Y eso se está notando.

La mayoría de personas del planeta que tengan más de 50 años, mas o menos, están “cableadas” solo para trabajar con energías 3D, los mas “jóvenes”, traen los circuitos para procesar estas energías 4D en potencia, necesitan ser activados, mientras que los niños que han nacido en los últimos años ya vienen con los cables puestos para que por su sistema energético pueda circular esta nueva vibración y puedan ser los que la anclen definitivamente al plano físico.

Incompatibilidad energética

Lo que sucede, mientras tanto, es que todo lo que llevamos a cuestas que aun resuena con el entorno pre-4D, energías 3D principalmente “negativas”, empieza a ser poco compatible. Las energías 4D traen una gran carga de transparencia energética en ellas, y chocan con todo aquello que en estos momentos permanece estancado y oculto en nuestro cuerpo. Es por ello que todas las emociones, pensamientos, patrones, creencias, bloqueos y restricciones de todo tipo, van a empezar a removerse poco a poco por si solas. Es como si nos estuvieran dando una sesión de reiki o cualquier terapia energética a lo bestia, sin darnos cuenta, para hacernos sacar todo lo que no cuadra con el nuevo entorno energético. A muchas personas mas bien les puede parecer como si la metieran en un microondas.

Fluir con los nuevos parámetros

Además de obligarnos a mirarnos el ombligo, a sacar y procesar la parte “oscura” y oculta de cada uno que no hemos querido ver en muchos años (y que podían permanecer perfectamente escondidas porque el entorno lo permitía), hay que cambiar el paradigma y los valores con los cuales vamos a tener que empezar a fluir si queremos dejarnos arropar por el entorno vibracional en vez de ir a contracorriente.

Básicamente debemos empezar a incrementar aquellos valores, comportamientos y parámetros que son la base del nuevo entorno energético: el servicio a otros. Este servicio a otros es la polaridad del planeta en este momento a nivel no físico, y aplica a las lecciones genéricas de la cuarta densidad que todos vamos a tener que aprender en este nuevo curso: el amor, la cooperación, la ayuda mutua, la sanación del planeta, la restitución del entorno que hemos dañado, el apoyo, la compasión, etc.. Eso es lo que nos toca ahora, implementar esos valores y conceptos genéricos en este periodo de transición, si queremos, de nuevo, fluir con lo que transpira a nivel energético, o de lo contrario nos veremos, realmente, nadando contra corriente.

Este proceso puede ser complejo. Todavía queda mucho por limpiar de energías 3D STS, muchas personas van a ver incrementadas sus emociones y sensaciones que han tenido enterradas en ellas, y puede ser un proceso durillo si uno no quiere ponerse a procesar y digerir la parte “oscura” que todos tenemos. El cuerpo físico seguirá siendo un cuerpo físico 3D, químico, pero podemos aprender a navegar por el entorno 4D si activamos esos “cables” que traemos en potencia, si nos alineamos con el nuevo paradigma y los nuevos valores, y si nos ponemos manos a la obra para limpiar todo lo que uno lleva encima, remanentes del pasado entorno 3D, que ya cada vez está más y más desapareciendo a nivel vibracional (que no físico, para eso, aun quedan muchas décadas).